martes, 10 de junio de 2014

LOS LENGUAJES EXPRESIVOS Y POÉTICOS

5ª jornada de Insólitas Miradas en Barcelona

Los lenguajes expresivos de los niños y las niñas y los lenguajes poéticos de los artistas 

24/05/2014
Dos veces al año asisto a mi cita ineludible con Paola Soggia, Francesca Davoli y sus fabulosos invitados. Acabo de asistir a esta jornada y ya pienso en las sorpresas que nos deparará febrero! Esta vez, repetían con Marina Mori y la cultura del atelier, y con una acertada novedad: poder visitar la instalación artística sobre materiales reciclados, naturales, papel y el lenguaje digital.

Para mí Insólitas Miradas es un espacio de encuentro para personas que quieren seguir creciendo como educadoras y educadores, seguir aprendiendo. Personas que compartimos una mirada muy similar, porque damos importancia a los detalles y lo hacemos desde la reflexión, sobre las experiencias propias y ajenas, desde la humildad, el respeto y la apertura. Ver más allá de la propia aula, de la propia escuela, de la propia ciudad... cuánto más lejos mejor!

Aquí dejo por escrito mis apuntes, anotaciones, impresiones, etc. pero para entender mejor qué significan estos encuentros pedagógicos recomiendo visitar su página web donde está explicado a la perfección y muy bien ilustrado con imágenes. También en el abstract visual de la jornada.





El programa de la jornada detalla en qué partes se divide la jornada, podéis consultar aquí para saber más de las personas que hacen posible estos encuentros.


Después de la tertulia-café previos a la jornada, entramos en el Centro Cívico del Fort Pienc y nos llevamos una grata sorpresa: un recorrido que despertó nuestro interés y nuestros sentidos. 



































La progettazione de los contextos didácticos
Marina Mori

El valor de la organización en una escuela de participación: una cotidianidad extraordinaria.

Cuando Marina habla del cuidado y la calidad de los ambientes me hace pensar que voy en buena dirección, que debo continuar esforzándome para crear estancias respetuosas y bellas en todos los sentidos. Ya sueño mi aula del próximo curso, a grandes rasgos, porqué serán sus pequeños habitantes quienes marquen, en gran medida, las transformaciones que irá asumiendo la estancia.

También destaca la importancia de la participación de las familias, de su derecho a ser informadas y de disponer de lugares destinados a ellas dentro del propio centro. Dar valor a las competencias de éstas, en lo que son buenos, para así fomentar su participación.
Me gusta las escuelas que disponen de una sala donde las familias puedan tomar un café, leer algún libro o artículo sobre educación, encontrarse... Igual que los profesores tenemos nuestra sala para reunirnos y trabajar, las familias, por derecho, deberían tener la suya propia, opino que facilitaría la participación y aumentaría el grado de implicación.

Habla de construir redes de colaboración con sujetos e instituciones que operan, a título distinto, con y para la infancia (médico-sanitaria, socio-asistencial, cultural, etc.). De la necesidad de la copresencia de varios maestros cotitulaes y corresponsables. De la contemporaneidad de profesionales distintos: maestros, atelieristas, pedagogos, cocineros..., que intercambian opiniones. De las horas de formación, reuniones, investigación, participación contempladas dentro del horario laboral. 
Cuántas más miradas complementarias más riqueza, al final parece que sólo hablamos entre educadores y nos perdemos prismas muy interesantes y necesarios de contemplar. 

Comenta que la escuela debería tener una cocina propia y un atelier. En cada aula un mini-atelier para dar opciones a los 100 lenguajes, con maestros que supieran interpretar estos lenguajes. Mini-atelier como lugar de intercambio.

Sin olvidar una parte muy importante, sobre la que tengo muchas ganas de formarme para poder hacerlo debidamente: Documentar para dar visibilidad a lo que pensamos. En la entrada, como la carta de presentación del centro, situada más arriba si va destinada al adulto, más baja si es para los niños y las niñas.





Experiencias de la vida cotidiana que documentan la relación con la materia y los materiales
Marina Mori

Nos damos a conocer a través de los materiales. El uso y la función de los materiales se establecen cada día por los niños y los adultos. Los materiales como forma tangible de la vida.
Por esto mismo deberíamos darles la importancia que tienen, dado que somos conscientes de que los niños y las niñas van a descubrir el mundo a partir de ellos: a través de la boca, también del tacto, de la vista, del oído... Van a extraer mucha información de ellos, si les damos la oportunidad ofreciéndoles materiales de calidad.

Para conocer a un niño sólo hay que ver qué guarda en sus bolsillos. Los niños guardan fragmentos del mundo, tesoros, que custodian en sus bolsillos y transforman y dan distintos usos.
¡Cuántas piedrecitas, hojas, flores, hebras de vete-tú-a-saber habré recibido de mis alumnos!
Transformabilidad
Multifuncionalidad
Creo que elegir materiales para el aula implica pensar en quienes los van a usar y ser generoso, seleccionar con mimo cada objeto, pensar en su funcionalidad y en qué va a aportar. Marina Mori expone estos puntos a tener en cuenta:
PESO
COLOR

FORMA

TAMAÑO
OLOR
TACTIBILIDAD
DISONANCIA
ASONANCIA
VALOR SIMBÓLICO/EVOCATIVO
TRANSFORMABILIDAD
MULTIDISCIPLINARIEDAD
CONTEXTUALIDAD
Observar, actuar y conocer la naturaleza:
EMPATÍA
ÉTICA

HOSPITALIDAD

SOLIDARIEDAD
ASOMBRO
TERNURA

Los lenguajes expresivos de los niños y las niñas y los lenguajes poéticos de los artistas

El atelier forma parte de toda la escuela, toda la escuela se convierte en atelier.
Diálogos con la materia: Alberto Burri.



Lenguajes poéticos capaces de incluir: Racionalidad, imaginación y sensibilidad
Pueden llegar a convertirse en anticuerpos contra la violencia, productores de capacidad de escucha de los otros y del mundo.

Sensibilidad de acoger al otro: persona, animal, objeto.

Los niños son muy empáticos y la empatía empuja a la solidaridad, a la relación, 
es lo opuesto a la indiferencia.
  • Identidad del material indagado
  • Identidad cromática
  • Rigor compositivo
  • La variación (perceptiva y compositiva)
  • La transformabilidad
  • La intensidad de las visiones de lo cotidiano
Karin Furness, artista sueca. Obra "El Bosque". Telas que al coser transforma con el hilo, símbolo de la vida, que continúa, que no se detiene.



Por último, después de cada Insólitas Miradas siento que he aprendido mucho y eso me encanta!