lunes, 18 de julio de 2016

JUEGOS DE AGUA

¡Buenos días! Ayer empezaron de verdad mis vacaciones y me siento libre y eufórica, con mucho tiempo por delante para hacer mil cosas que tengo en mente y que espero poder llevar a cabo (al menos unas cuantas), ya se sabe que a todo es difícil llegar ;) Así que tendré que hacerme una lista porque ahora mismo no sé ni por dónde empezar, bueno sí, por acercarme por aquí a escribir, ya lo veis. Y con la de temas que tengo en espera realmente lo que me apetece es algo ligerito.


Como ayer tuvimos quedada piscinera y he ido capturando momentos en remojo con Juno fabulosos pues voy a centrarme en los juegos de agua.


Piedras y flores
Pensé en ofrecerle dos elementos naturales muy distintos para jugar con agua: 
la piedra es pesada, dura, parece indestructible, se hunde... 
la flor es ligera, frágil, con el agua se pega a los dedos, flota...

Muchas piedras al mojarse cambian de color
 y deben de tener muy buen sabor porque a Juno le encanta chupetearlas.


Jugar fuera y dentro del agua
Ver las manos sumergidas y recuperarlas un poco arrugaditas,
dejar que distorsione la forma de cacitos y cucharas.
Entrar y salir, remover, chapotear...


El agua se escapa entre los dedos pero deja en la piel su frescor.


Recipientes y experiencias
El agua si se vuelca no se recupera más, empapa cuanto cubre y al secarse desaparece.
El agua huye en cuanto puede, a veces a toda prisa y otras muy despacito,
 como si quisiera dejarse atrapar

Una capa de barniz
El agua limpia, refresca, pinta...
con el reflejo del sol imita a la purpurina.
Conchas, piedras y cristales reviven gracias al agua.


Cubo de jugarijugar
Un cubo transparente para poder ver bien todo lo que contiene:
la arena, las conchas, las piedras, los cristales, las manos, el agua. 
A parte del asa grande, tiene otra para manipularlo fácilmente,
y la forma perfecta para ser vaciado sin problema.

Otras opciones:
Para empapar: esponjas, estropajos, trozos de lana o pompones, telas…
Para flotar: tapones de corcho, hojas, flores, cucharas de madera…
Para hundir: conchas, cucharas de metal, piedras, cristalitos, arena...